¿Cómo es que las empresas generan innovación? Parte 2
Foto con fines ilustrativos. Archivo/La República
Enviar

En continuación a nuestra serie de artículos sobre la innovación y dejando claro los 10 tipos de innovación aplicables, es importante hablar de diversas metodologías para concretar el objetivo de innovar.

La innovación puede ser abierta (por medio de consultores o captación de información de los clientes) o cerrada (generada por capacidades instaladas internamente). Ambos escenarios son útiles dependiendo del tamaño de la empresa y de los fines que persiga la misma.



En mi experiencia, grandes empresas en Latinoamericanas no han sido capaces de generar innovación cerrada por falta de capacidad de sus colaboradores, ya sea por falta de capacitación y/o competencias personales. En las grandes empresas los empleados se encuentran muy enfocados en procesos específicos, inclusive los gerentes, lo que genera que no puedan diversificar su tiempo fuera de esos procesos. Recomiendo vehementemente, que empresas con más de 50 empleados se contrate un consultor que asesore un departamento de innovación o una empresa como tal que apoye en la generación e implementación de estrategias de innovación.

Muchos empresarios huyen a invertir en innovación, ya sea porque consideran que la consultoría es ostentosa o porque creen que ellos mismos van a generar innovación. He visto docenas de empresas de mediano tamaño creer que pueden innovar por ellos mismos y prescinden de un consultor y a los pocos meses terminan viendo que esa inversión de tiempo y dinero que hicieron por su cuenta termina desperdiciándose. Las empresas deben de enfocarse en su negocio, en aquello en lo que son buenos, que es la venta de x o y producto o servicio, y dejar a expertos externos desplegar sus conocimientos.

Contratar a un consultor externo tiene la ventaja de que esa persona tiene conocimientos de otras industrias, casos de éxito y por sobre todo casos de fracaso anteriores. Contratar a un consultor externo permite ahorros en curva de aprendizaje y conocimiento lo que permite implementaciones más rápidas.

A lo interno de una empresa se debe de evitar, lo que típicamente he visto, que es encerrar a un grupo de colaboradores y simplemente hacer una lluvia de ideas. Eso no solo es improductivo si no absurdo totalmente. Preguntarle de forma esporádica y aleatoria a los empleados como ser innovador no es la forma de generar valor, eso terminará siendo improductivo y desechado rápidamente.

Considero que el camino más adecuado que las empresas deben de seguir para ser innovadoras deberían ser:

1. Evaluación completa del negocio utilizando los 10 tipos de innovación
2. Identificar las áreas que pueden ser mejoradas
3. Concretar una línea y calendario de acción

4. Concretar un plan de acción para cada proyecto por implementar
5. Generar presupuestos para cada acción a concretar
6. Evaluar matrices de riesgo, TIR, VAN y otras herramientas de evaluación financiera
7. Escoger únicamente el 10% de los mejores proyectos
8. Ejecutar los proyectos propuestos dentro del calendario
9. Tener paciencia

Las empresas, por culpa de las gerencias, desean ver resultados casi mágicos cuando intentan generar innovación. Esto claramente es un error toda vez que la innovación tarda tiempo en dar resultados. Los resultados se verán conforme el tamaño del proyecto y de la empresa, a más grande la empresa más lentos son los cambios notables.


Ver comentarios